¿Qué color de coche elegir?

¿Qué color de coche elegir?

Una vez que tomas la difícil decisión de escoger qué modelo de coche comprar aún queda un dilema más, que muchas veces nos trae de cabeza: ¿Qué color elegir?

Trataremos de ayudarte a resolverte esta pregunta exponiendo algunos factores que hay que tener en cuenta, como las características asociadas a cada tono o la seguridad influenciada a cada color.



Influencias del color de coche

Empecemos contando la visión que se tiene en cada color. Pese a que se trata de una impresión subjetiva, por lo general hay valores o características asociadas de manera inconsciente a cada tonalidada. Por ejemplo, el color blanco se equiparía con alegría, mientras que los colores oscuros se suelen ver como símbolo de estatus de poder. Este es el motivo por el que, normalmente, las berlinas y coches de gama alta suelen emplear estos tonos.

Por el contrario, los azules y rojos, transmiten un elevado grado de energía y dinamismo, siendo estos los colores más favoritos por los jóvenes. Por último, los tonos grisáceos suelen asociarse con la elegancia y la distinción, asi como de modernidad. En todos los cados, el uso de pinturas metalizadas en vez de pinturas mate implicaría cierto grado de optimismo.

Pero quizás lo más importante de la elección del color del vehículo sea la seguridad. Según un estudio por la Universidad de Auckland los coches de color marrón, negro y verde son, por este mismo orden, los que presentan una mayor predisposición a sufir accidentes.

En el lado contrario, los coches de color gris billante son los que tienen una menor posibilidad de sufrir un accidente de circulación. Tal es el caso que se estima que el uso de un tono plateado puede suponer la reducción del 50% en la posibilidad de verse implicado en un accidente, que los vehículos de color blanco, azules o rojos.

Todo esto parece que sea casual o al azar, pero este hecho tiene una explicación bastante sencilla, a mayor visibilidad del vehículo, menor probabilidad de sufrir un accidente.

También no hay que obviar que el precio del vehículo puede variar dependiendo el color escogido. Aunque a veces vaya incluido en el tipo de acabado elegido, en casi todas las ocasiones la elección de una pintura metalizada tiene un sobre precio, que suele rondar entre los 200€ y los 500€

Asimismo cabe destacar que pese a la creencia popular, no es común que nos cobren los seguros de coche una póliza en función del color elegido para el vehículo. De todas formas para asegurarse sería bueno preguntar a la empresa aseguradora elegida sobre su política antes de decantarnos por una tonalidad u otra.

Otro factor a la hora de elegir el color de nuestro coche es el de la originalidad: a mucha gente no le gusta comprarse un coche y descubrir después que hay cientos de coches exactamente con el mismo color. Por ejemplo ¿Quién no ha visto alguna vez por su ciudad un Citroën C3 de color azul lacia metalizado?

Estos podrían ser los colores más comunes en función del tipo de vehículo

  • En coches pequeños y compactos suelen utilizarse colores vivos.
  • En coches de mayor tamaño, por le contrario, la gente se decanta más por colores oscuros, generalmente con pintura metalizada.
  • Los coches de gama alta y deportivos tienden a ser elegidos con colores muy llamativos.

Otra factor no menos importante que debemos pensar en el día a día y el uso que le vayamos a dar al coche. Por poner un ejemplo, los coches grises y oscuros tienen la ventaja que sisimulan mejor las manchas o daños que sufran, mientras que los blancos éstas serán mucho más visibles. En el otro extremo, los coches de tonos claros tienden a reflejar más los rayos solares, por lo tanto los veranos serán más frescos en el interior y se calentarán más despacio que un coche con tonalidades oscuras.