El Jaguar C-X75, listo para comerse el mundo


Por fin arrancó el tan esperado Salón de París, y como ya veníamos informando, está totalmente cargado de las novedades más sustanciosas de las principales marcas. Entre ellas, hablaremos del último prototipo presentado por Jaguar, una digna celebración por los 75 años de la marca. Se trata de un superdeportivo eléctrico de rango extendido, que lleva por nombre Jaguar C-X75.



Con un bello diseño inspirado en el Jaguar XJ13 (uno de los autos más hermosos de la historia, según expertos) tiene prestaciones increíbles. Con una estética muy estilizada, tiene una longitud de 4, 65 metros y altura de sólo 1,29 mientras que la anchura es de 2,02 metros. Tiene la calandra baja, y a los lados dos entradas de aire, al igual que en el capó. Los faros son rasgados y verticales.



Las llantas son casi tan altas como la carrocería (21 pulgadas en el eje delantero y de 22 pulgadas en el eje trasero). La zaga tiene un enorme difusor y dos salidas de escape. En el interior se dejan ver detalles bastante originales, como iluminación futurista, asientos fijos, pedales y volante ajustables. Gracias al uso de aluminio y fibra de carbono, el peso del conjunto es de solo 1.350 Kg.


El Jaguar C-X75 se moverá gracias a cuatro motores situados en las ruedas. Entre todos, entregan una potencia de asombrosos 790 CV, con un par máximo de 1.600 Nm, aunque no lo crean más que un Bugatti Veyron Super Sport. Lleva una batería de iones de litio, con 19,6 kWh de capacidad.



También cuenta con dos turbinas ubicadas en posición central-trasera, que extienden la autonomía al recargar las baterías. También se puede reavivar la energía conectándolo a la corriente doméstica. En modo eléctrico podemos recorrer hasta 110 Km, y con las turbinas hasta 900 Km, con un depósito de combustible de 60 litros. Las emisiones son de apenas 28 g/km.



Las prestaciones del Jaguar C-X75 son sencillamente alucinantes. El 0 a 100 se hace en sólo 3,4 segundos, el 0 a 160 en 5,5 segundos y el 0 a 300 Km/h en apenas 15,7 segundos, y el 80 a 145 en 2,3; más rápido que todos los superdeportivos actuales. La velocidad máxima es de 330 Km/h. En resumen, este prototipo nos hace soñar con un glorioso futuro para Jaguar. Y por puros méritos.


Publicado en Prototipos por Miguel Ortiz | 1 de Octubre, 2010 (19:00H)

Comparte la noticia con tus amigos:

Comentarios