Apollo Speed, de Gumpert. El diseño no lo es todo


Cada día en el Salón de Ginebra tienen lugar las más asombrosas presentaciones, una más deslumbrante que la otra. Eso pasa también con el Apollo Speed, auto del exclusivo fabricante alemán Gumpert, del que por decir lo menos; impresiona su belleza. Debido en buena parte a los colores elegidos para la carrocería – blanco y aguamarina – que le da una apariencia elegante y juvenil a la vez. Esta preciosidad, además, ha reducido su tamaño a solo 1.105 metros de altura. En el interior tiene aire acondicionado y un sistema de infotainment con DVD incorporado.


Pero si piensan que de confort y diseño no pasa, están más que equivocados. El Apollo Speed está más enfocado a la eficacia que nunca, en todos sus aspectos. Podemos dar fe de ello al ver unos bajos totalmente carenados y la inclusión de tapacubos en las ruedas, destinados a ofrecer menos resistencia aerodinámica y a mejorar la refrigeración de los frenos.



Estas características prestadas de la Formula 1 no quedan ahí, ya que dispone también de un potente motor Audi de 8 cilindros en V con cilindrada de 4.2 litros. El Apollo convencional tiene entre 650 y 700 CV de potencia, pero el Speed llega a los 800 CV y un par máximo de 900 Nm. Tiene además una caja secuencial de 6 velocidades. La aceleración hasta los 100 km/h se da en 3.0 segundos y los 200 km/h se baten en nada más que 8.9 segundos. Aún no está determinada su máxima velocidad, pero se estima que supere los impresionantes 360 km/h. Como ven, es todo un coche de competición para calle, por sus sobresalientes virtudes.


Para regresar a la realidad, hay que decir que el precio mínimo de un Apollo normal es de 360.000€, no se conoce la tarifa para el Apollo Speed, pero…háganse una idea. Supongo que no será gran problema…para los Jeques árabes.


Publicado en Nuevos modelos por Miguel Ortiz | 12 de Marzo, 2009 (15:00H)

Comparte la noticia con tus amigos:

Comentarios